Política

El juicio al danilismo remueve el tablero político –

imagen

EL AUTOR es periodista. Reside en Santiago de los Caballeros.

Indiscutiblemente que el expresidente Leonel Fernández, ex líder del PLD, tres veces presidente, jugó cartas terribles para sobrevivir y mantenerse en las lides políticas.

Enfrentando todas las adversidades, desde combatir a sus propios compañeros y su gobierno, aliarse con los archienemigos del PLD y enemigos en ocasiones de él mismo, Leonel pacta con Luis Abinader y logra su ascenso al gobierno sobre las cenizas de sus propios compañeros de vida política. 

Luis Abinader con el apoyo resuelto de Leonel Fernández y los que les siguieron en su aventura de dejar al PLD adversar al Danilo Medina, crearon toda un aura de descontentos hacia el peledeismo gobernante. 

Leonel, que fue artífice y creador de ese Poder del PLD, que hizo todo tipo de alianza para que se mantuvieran, que fue presidente tres veces de ese partido, lo abandonó cuando vio que su dominio y liderazgo en la organización fue quebrado y disminuido y era prácticamente imposible ser Dios y Rey del mismo. 

Ni líder ni candidato… 

Algo parecido sucedió con el PRD, cuando Hipólito Mejía, luego de ser derrotado en su intento reeleccionista y salió muy mal del gobierno, vio que Miguel Vargas tomó al PRD, resurgió como líder y candidato de ese partido, prefirió enfrentar al nuevo líder que emergía en el PRD, lo enfrentó y prefirió dividir a dejar que tomara las riendas absolutas de la organización. 

Con la división del PLD se sacudió todo el escenario político dominicano. 

Leonel Fernández sabía que con esa acción deslumbraba al PLD, lo sacaba del Poder y abría el camino a la consigna del cambio, despejó el camino para que Luis Abinader se impusiera en la arena electoral y ganara la presidencia. Tal y como sucedió. 

Con esa jugada, el otrora líder del PLD derrotaba a Danilo Medina, se quedaba con una cuota de Poder, sacaba diputados, senadores y alcaldes y tiene menos obstáculo en su causa de ser líder de una franja importante, más se apuntala, que es su gran sueño, como el único rival de peso capaz de arrebatar el poder a Luis Abinader. 

Hasta el día de hoy es así. Leonel Fernández se crece bajo las cenizas de Danilo Medina. El apresamiento de familiares y cercanos colaboradores de Danilo y su gobierno no es fortuito. 

El PLD y Danilo Medina tienen como obstáculo sus causas penales, el escarnio público, los sometimientos por corrupción, imponer un candidato triunfador para el 2024, en apenas cuatro años, es casi imposible. 

A eso juega Leonel Fernández. Y se erige con un discurso constitucionalista, renovado, cuasi revolucionario. 

El camino hacia las presidenciales de 2024 se le abre a Leonel Fernández. 

Claro, se anticipa largo y no exento de dificultades.           

Leonel Fernández tiene el reto de unir a una oposición dividida, con suerte para él que Luis Abinader, en una torpeza política, no les brinda un apoyo unánime a los partidos de oposición. 

Tiene Lusi Abinader la desventaja, además, que el país vive, sufre una grave crisis, con muertos y afectados por la pandemia, con restricciones económicas a todos los niveles y un desempleo récord, es así que el resurgir político de Leonel Fernández hace temer al PRM y Luis Abinader. Porque claramente dificultará las oportunidades electorales de su reelección e incluso de durar más de cuatro años el PRM en el Poder. 

Es un circo macabro para Leonel Fernández, donde terminará su vida política empujando a la cárcel y al destierro cívico a sus hermanos y excompañeros de partid

o, que lo llevaron a gobernar durante tres periodos con la bandera morada.                                                                                        

El PLD asegura ser víctima de una conspiración, y razones si tendrás. 

El PRM y Luis Abinader tendrán que emplearse a fondo, porque Leonel Fernández crece como ave fénix. 

Claro, ni el PLD ni Danilo Medina están muerto, son capaces de resurgir, la lucha anticorrupción solo contra un sector es caminar sobre el borde de una navaja y con un manejo adecuado y un programa de imagen y comunicación, si no se llenan de pánico el panorama pude variar.

JPM

Fuente

Publicaciones Relacionadas

Reporte de The Economist valora política económica del presidente Abinader y proyecta rápida recuperación económica de RD

Senador PLD ve “sospechoso” PN no presente informe asesinato pastores –

PLD se alista para elegir su nuevo comité central el próximo14 de febrero –