Deportes

Yadier Molina protagoniza trifulca entre los Cardinals y Reds

Cincinnati – Nick Castellanos se quedó parado, flexionando sus músculos y gritándole al lanzador de San Luis Jake Woodford para intimidarlo después de anotar el sábado, lo que provocó que se vaciarán los dugouts y bullpens entre los Reds de Cincinnati y los Cardinals cuando el receptor puertorriqueño Yadier Molina intervino en defensa de su compañero de equipo.

Castellanos fue el único jugador expulsado en la escaramuza. Los Reds terminaron ganando el encuentro 9-6.

Castellanos, quien conectó cuadrangular el día inaugural y saltó fuera de la caja antes de lanzar su bate, recibió un pelotazo de Woodford con dos outs y ninguno en base en la cuarta entrada. Castellanos recuperó la pelota y se ofreció a devolvérsela a Woodford antes de tirarla fuera de juego.

Un lanzamiento descontrolado pronto envió a Castellanos corriendo al plato desde tercera y anotó con un deslizamiento de cabeza para una ventaja de 7-2, chocando con Woodford, quien recibió el tiro de Molina en el plato.

Momento en que Nick Castellanos trata de intimidar al lanzador Jake Woodford antes de la intervención de Yadier Molina. (Aaron Doster)

Cuando Castellanos comenzó a alejarse, Molina se acercó rápidamente y lo golpeó por detrás para reclamar su actitud. Acto seguido, los dugouts se vaciaron en una escena salvaje.

Molina, nueve veces Guante de Oro y en el inicio de su temporada número 18 con los Cardinals, es conocido por proteger a sus lanzadores de comentarios y encontronazos de los contrincantes.

“No estoy aquí para faltarle el respeto a nadie o lo que sea, pero quiero ganar”, dijo Castellanos luego del encuentro.

El dirigente de los Cardinals Mike Shildt difirió: “No hay necesidad de pararse sobre alguien y burlarse de alguien”.

Castellanos declaró que Molina le dijo que Woodford no le había lanzado intencionalmente. El jardinero añadió que respeta al receptor estrella lo suficiente como para creerle.

“Ese tipo podría haberme dado un puñetazo en la cara, y aún así le pediría una camiseta firmada”, admitió Castellanos.

Hubo más empujones antes de que pareciera que se restablecía el orden. Pero mientras los lanzadores de relevo de ambos equipos regresaban a sus bullpens, se enredaron en los jardines.

En 2010, los Cardinals y los Reds se metieron en una pelea inolvidable.

Molina y Brandon Phillips comenzaron a discutir en el plato. El lanzador de los Reds en aquel entonces, Johnny Cueto, quedó atrapado en la malla protectora ante la masa de jugadores empujándose y trató de salir a patadas.



Fuente

Publicaciones Relacionadas

Kike Hernández vive al máximo su experiencia de padre antes de la temporada

Cuarto triunfo consecutivo del Heat de Miami

Puerto Rico saldrá a jugar “duro” contra Bahamas para conseguir el pase a la AmeriCup

%d bloggers like this: