Comunidad Informativa
Interes

Encontrar vida extraterrestre puede ser común, pero no en nuestro vecindario


Cómo tuvo lugar anteriormente -el origen de la vida- y con qué frecuencia podría suceder quedan planteadas como un enigma a resolver en estos momentos. Precisamente para ayudar a responder a estas preguntas un nuevo estudio combinó modelos biológicos y cosmológicos concluyendo que los componentes básicos para l a vida podrían formarse de forma espontánea en el universo mediante abiogénesis.

 

El origen de la vida a través de la abiogénesis sigue siendo un gran misterio en la ciencia

El trabajo de este grupo de científicos liderados por Tomoroni Totani, como casi todos los trabajos sobre abiogénesis, analiza los componentes básicos de la vida en la Tierra: el ARN o ácido ribonucleico. El ADN establece las reglas sobre cómo toman forma las formas de vida individuales, pero el ADN es mucho más complejo que el ARN y su simplicidad en comparación con el ADN hace que sea más probable que ocurra a través de la abiogénesis.

También hay una teoría en la evolución que dice que aunque el ADN lleva las instrucciones para construir un organismo, es el ARN el que regula la transcripción de las secuencias de ADN. Se llama evolución basada en ARN, y afirma que el ARN está sujeto a la selección natural darwiniana, y también es heredable. Esa es una de las razones por las que escoger ARN antes que ADN.

“Esta es una molécula mucho más simple y esencial que el ADN más famoso que define cómo nos unimos”, explica Totani.

El ARN es un polímero, lo que significa que está hecho de cadenas químicas, en este caso conocidas como nucleótidos. Dado el tiempo suficiente, los nucleótidos pueden conectarse espontáneamente para formar ARN con las condiciones químicas correctas y formar una cadena para cumplir con ese requisito de longitud. Pero la pregunta es, ¿ha habido suficiente tiempo en la vida del universo? Si estamos nosotros aquí la respuesta parece ser que sí.

Según el estudio “las estimaciones actuales sugieren que el número mágico de 40 a 100 nucleótidos no debería haber sido posible en el volumen de espacio que consideramos universo observable”. “Sin embargo, hay más en el universo que lo observable”, dijo Totani.

Lo importante aquí es el término ‘universo observable‘.

 



Fuente

Publicaciones Relacionadas

Sin medidas de contención, el coronavirus podría matar a 40 millones de personas

20 años del Efecto 2000

¿Realmente un diamante es para siempre? El origen de la expresión.

A %d blogueros les gusta esto: